El pasado miércoles fue un día muy especial: se cumplió 1 año de la publicación de “Los 88 Peldaños del Éxito” y vosotros hicisteis que aún lo fuese más. Me sorprendisteis con un emotivo vídeo, que comparto con todos vosotros en esta entrada, en el que me decís vuestros peldaños favoritos y me dais la enhorabuena. Es, sin duda, ¡el mejor regalo que me podríais haber hecho! Lo recibí de sorpresa y me hizo muchísima ilusión. Me llevé una alegría increíble y tengo que agradecéroslo.

Sé que para algunos los peldaños han servido como empujoncito hacia una actividad que habían pospuesto o que no se atrevían a iniciar, una idea que tenían en mente, un cambio de actitud con su entorno…Y a otros muchos les ha ayudado en el ámbito profesional, para ser perseverantes en su idea de negocio y fijar objetivos para llegar a grandes éxitos. Y esto es, precisamente, lo que da sentido a los #88Peldaños.

Cuando la editorial Alienta del grupo Planeta me propuso escribir un libro yo no me lo creía. Llevaba toda la vida anotando máximas que eran “lecciones que yo escuchaba mientras la vida me hablaba”, pero nunca me había considerado escritor. La idea y el proyecto me ilusionó mucho y hoy me ilusiona aún más celebrar un año del inicio de esta aventura que tantas cosas positivas me ha generado. Me entusiasma que este libro genere tantas sensaciones positivas en los demás y ayude a revolucionar sus vidas en positivo.

Aquí podéis el vídeo que recopila los vídeos que me enviasteis para darme la enhorabuena por el aniversario:  https://www.youtube.com/watch?v=a2TosfgnCsQ

Gracias a todos vosotros, los que me apoyáis cada día, lectores de los #88Peldaños, por acompañarme en esta aventura.

Hoy quiero compartir con vosotros una historia emotiva y motivadora. Es la historia de Gemma Boluda, una profesora de Didáctica de la Educación Física en la Universidad.

Gemma descubrió “Los 88 Peldaños del Éxito” leyendo La Vanguardia. Se interesó por el libro y solicitó que lo comprasen en la Biblioteca de la Universidad donde ella da clases. Lo compraron y, desde entonces, le acompaña en sus clases e, incluso, le sirve para iniciarlas. Cada día tiene en mente un peldaño y no solo lo pone en práctica sino que, además, invita a que sus alumnos también lo hagan.

Y eso no es todo. La parte emotiva de la historia es que Gemma ha recordado su vida a través de cada uno de los peldaños y le ha servido para reafirmarse en lo que ella cree, que hay que hacer visible el pozo de petróleo que cada persona lleva dentro y eso es algo que ella intenta con sus alumnos. Enhorabuena, Gemma.

Como digo precisamente en el Peldaño 25 (“Los pozos de Petróleo”), los pozos de petróleo son auténticas minas para cada uno de nosotros y para nuestra felicidad porque nos dan realización. Suponen una inmensa fuente de realización personal en áreas de las que podemos sacar partido.

Este es precisamente el peldaño favorito de Gemma, junto al Peldaño 53 (“Ten-fe-en-ti”) del que destaca el primer párrafo:
“Cuando era niño, ni mi entorno ni mis profesores vieron nada de especial en mí. Nadie me ayudó a detectar mis pozos de petróleo y apenas escuché palabras alentadores de los adultos que me rodeaban. Más bien al contrario.
Existen cuatro palabras que forman una frase única, la cual me haría muy feliz que algún día algún gurú declare como la frase más poderosa del mundo: “yo creo en ti”.

Que tengáis una excelente semana y ¡ATENTOS! Este miércoles sucederá algo muy especial…

Hoy voy a compartir con vosotros una historia inspiradora, ilusionante y motivadora protagonizada por Lope Álvarez, lector entusiasta de “Los 88 Peldaños del éxito” y su hijo, Ricardo, magnífico alumno de 8Belts.

Conocí su historia gracias a una carta que Lope me envió en la que me explicaba lo que 8Belts y “Los 88 Peldaños del éxito” habían supuesto tanto para él como para su hijo. Según me empezaba contando en la carta, su hijo, Ricardo, me descubrió en una revista de emprendedores y, desde entonces, nació en él un fuerte entusiasmo por los #88Peldaños y 8Belts que ha conseguido contagiar a su padre.

Ricardo ya ha superado el Belt5 en 8Belts y, por ello, le doy mi enhorabuena, por su esfuerzo y su dedicación. Mientras, su padre (Lope), se dedica a leer y releer mi libro para aplicar las teorías. Me confiesa que, en el ámbito personal, el libro le ha servido de inspiración para un proyecto que tiene entre manos. Además, en los cumpleaños de sus amigos, siempre les hace el mismo regalo: “Los 88 Peldaños del éxito”. Y me asegura que siempre acierta porque es apto para todos los públicos.

Lope me contaba que él siempre había buscado la excelencia explorando su pozo de petróleo pero ahora se ha dado cuenta de que cometía un error al no pensar como alumno. Ese error lo ha descubierto con 8Belts y, como defiendo en el peldaño 82 (Persigue la excelencia cuando ya eres excelente), buscar la excelencia sin buscar el éxito es la mejor manera de encontrarlo. Y él lo ha descubierto.

Lope tiene los #88Peldaños presentes cada día. En su trabajo, a primera hora llevan a cabo una sesión de briefing y él aprovecha para poner siempre una adivinanza para sus compañeros en la pizarra que consiste en: ILUSIÓN+ ARTE = ? Y no les da ninguna pista más esperando a que den con la solución. Considera que ha conseguido que piensen que tienen que ser mejores cada día poniendo más empeño en el trabajo ilusionándose.

Conocí a Lope en una quedada en Madrid y hemos seguido manteniendo el contacto. De hecho, nos vimos hace solo unos días en Barcelona (el día de Sant Jordi) en la inauguración de su Autoescuela en la que le deseo muchos éxitos. Comparto con vosotros algunas imágenes de ese día en esta entrada del blog.

Si tener ilusión es un arte, entonces puedo afirmar que conozco a muchos artistas. Y Lope y Ricardo lo son.

ILUSIÓN + ARTE = ILUSIONARTE

Que tengáis un feliz lunes.

A diario leo historias fascinantes que, vosotros, seguidores de los #88Peldaños, me enviáis para explicarme cómo os ha cambiado la vida leer el libro y ponerlo en práctica. Además, muchos de vosotros me contáis que habéis tenido la necesidad de compartir el libro con vuestros seres más queridos. Este es el caso de Carlos.

Carlos me escribió para darme las gracias por el libro y me confesó que lo había leído 3 veces y había hecho un resumen que le enviaba a familiares y amigos, según me contaba, “para hacerles la vida más feliz y con más sentido” como le había sucedido a él. Carlos quiere ayudar a todos sus familiares y amigos, hacer que mejoren sus vidas, y consideró que, empezar leyendo “Los 88 Peldaños del éxito” era seguir el camino correcto. Me satisface saber que muchos de vosotros, tras leer el libro, tenéis esa misma sensación de querer compartirlo con quienes más queréis.

Carlos, que relee el resumen del libro cada mes para ir interiorizando cada uno de los pasos y convertirlo en acciones y hábitos, me asegura que los #88Peldaños consigue “agitar” las mentes de muchas personas, como le ha sucedido a él, para hacerles “su mismo dueño y señor de su propia vida”. Qué gratificante es que el libro os aporte tantos cosas a nivel personal y profesional, como es concretamente su caso.

Carlos tiene varios peldaños favoritos porque todos le transmiten algo pero, si tuviese que escoger, se quedaría con el 2 (Dirige tu propio destino) y el 4 (Pensar de forma diferente para obtener resultados distintos). Disfruto leyendo qué peldaños os motivan más, así que os animo a que sigáis escribiéndome.

Muchas gracias y deseo que disfrutéis de la Semana Santa.

?>

AUTOR

Descubre los aceleradores del éxito más potentes y eficaces

no gravites hacia tu objetivo, elígelo

?>

CONFERENCIANTE

El mensaje de Anxo Pérez inspira y motiva a la acción

haz que sucedan algunas cosas… y sucederán muchas

?>

EMPRENDEDOR

8Belts ha democratizado la enseñanza de idiomas

El método del siglo XXI para personas del siglo XXI

Top